Análisis de las elecciones francesas

El candidato del partido En Marche! Emmanuel Macron, fue nombrado hace unas semanas nuevo presidente la República Francesa.

Las elecciones que se celebraban este año tenían un toque distinto a las anteriores, el resultado podía suponer algo más que un cambio de políticas a nivel estatal, votar a Macron suponía decir sí a la permanencia de Francia en la Unión Europea.

El partido En Marche! Liderado por Macron suponía un soplo de aire fresco para la población francesa, pese a que el nuevo presidente de la República había sido Ministro de Economía en el gobierno de Hollande, la aparición de este nuevo partido representaba para muchos franceses el comienzo de una nueva época y el fin de una etapa llena de episodios no resueltos por el anterior gobierno de Hollande como era el terrorismo y la situación económica del país.

¿Qué ha pasado en estas elecciones?

La primera vuelta de las elecciones, celebradas el pasado 23 de abril, sitúo como líderes más votados a Macron y Le Pen con un 24% y un 21,9% de los votos, François Fillon (Les républicains) y Jean-Luc Mélenchon (La France Insoumise) se quedaron a las puertas con un 19,9 y 19,3% de los votos.

macron-le-pen

La segunda vuelta era unas elecciones que adoptaban más el carácter de referéndum que de elección presidencial. El voto a Macron era el apoyar la permanencia de Francia en la Unión Europea, el libre mercado y a evitar el cierre de fronteras; votar a la Le Pen suponía salirse de la Unión Europea, dejar el Euro y apoyar una restrictiva política ante la inmigración.

En el discurso post electoral de Macron y en plena celebración de su triunfo lanzó un discurso en el Louvre en el que refrendó todo aquello que había prometido “Defenderé Francia, sus intereses vitales, su imagen”. “Defenderé Europa, es nuestra civilización lo que está en juego, nuestra manera de ser libres. Me esforzaré para rehacer los vínculos entre Europa y sus ciudadanos. Envío a las naciones del mundo un saludo de la Francia fraternal”.

Le Pen, decepcionada

Muy distinto fue el discurso de Marine Le Pen que partía entre la terna de favoritos para hacerse con la presidencia de Francia. Su partido, el Frente Nacional, supo aprovechar muy bien las dudas que había generado en la población la mala situación económica y el terrorismo.

Le Pen, supo conquistar mediante su discurso populista a un sector de la población, que principalmente vivía en zonas rurales, a través de ataques a la Unión Europea a los inmigrantes o al propio euro.

Decepcionada, Le Pen apareció ante sus seguidores reconociendo que no había alcanzado el 40% de los votos que pretendía conseguir en la segunda vuelta. Lejos de las lamentaciones, Le Pen consideró el resultado como histórico y anuncio cambios drásticos en su partido para tratar de conseguir los mejores resultados posibles en las próximas elecciones legislativas.

marin-le-pen

En su discurso animó a votar a todos los patriotas y se proclamó la “candidata del pueblo” que se encargará de luchar “contra las elites”.

La victoria de Macron: un alivio para la economía

La victoria de Macron supuso una ola de tranquilidad para los principales gobiernos de la Unión Europea, que temían que con la victoria de Marine Le Pen surgiese un nuevo Brexit que podría terminar con la Unión Europea.

Las principales Bolsas Europeas también han recibido con alivio este resultado, pese a que abrieron el lunes con leves caídas, los expertos en bolsa aseguran que los principales índices de Europa ya habían cotizado al alza una vez se conoció el resultado de la primera vuelta, dando por hecho que Macron se proclamaría ganador.

Tras unas subidas del 7% en el Cac Francés la jornada posterior a la primera ronda, los inversores optaron por recoger beneficios, el Dax Alemán también abrió con pérdidas, en este caso del 0,18%.

economia-francia

Para sorpresa de muchos inversores, las bolsas de Asia abrieron con excelentes resultados como es el caso de Japón, donde el Nikkei cerró la jornada con una subida del 2,3%, misma cifra que el Kospi de Corea del Sur.

El euro también ha recibido la noticia con los brazos abiertos, la victoria de Le Pen y la consecución de una mayoría legislativa en el Congreso de Francia, supondría un varapalo prácticamente insuperable para la moneda europea.

Conclusiones

La fracción más europeísta de Francia respira tranquila con los resultados de las elecciones, la parte más conservadora y que abogaba por medidas anti europeístas deberá esperar a las elecciones legislativas para tratar de darle una mayoría a Le Pen y dejar sin fuerza al presidente electo.

Presidentes como Donald Trump o Theresa May no han recibido de la mejor forma posible los resultados, Macron supone un freno a sus políticas y un halo de tranquilidad para el resto de la Unión Europea, que es la que más reforzada ha salido de estos comicios.

Sobre jormisa27