La excelencia desde el campo a la mesa

portada

España es la despensa alimentaria de Europa, posición hegemónica ganada a pulso, con una gran capacidad productora, fruto del esfuerzo y buen hacer, desarrollo en tecnología e innovación junto con la climatología y riqueza natural de la tierra. La agricultura, sector primario, repercute en aspectos sociales, ambientales, económicos y culturales, por lo que podría ser también sector prioritario.

Nuestros agricultores se han echado a la calle reclamando un reparto equitativo de los beneficios que genera la producción agrícola y que  la agricultura pueda seguir siendo el motor del medio rural, evitando el despoblamiento, entre otros objetivos.

Los restaurantes que basan sus procesos en la calidad (gestión, aprovisionamiento, personal…) contribuyen al desarrollo de la región de una forma sustentable en el tiempo, al bienestar de las personas y a la mejora de la economía. Estas prácticas sostenibles se proyectan en el respeto al producto desde su origen hasta la puesta en la mesa sin olvidarnos de los componentes que oscilan alrededor: ecosistema, personas y por supuesto beneficios económicos. De forma directa e indirecta, estas prácticas influyen en las bases del proceso alimentario que es el campo.

Una representación de restaurantes con alto grado de compromiso y pasión por el mundo gastronómico, que reflejan en la excelencia de sus platos, son los restaurantes con Mención MICHELIN.

En el sector culinario, obtener una mención especial en las principales guías o listas gastronómicas del mundo implica estar en posesión de un reconocimiento en cuanto a calidad que otorga una imagen prestigiosa, elemento diferenciadoguia-michelin-knIH-U601441322945jnD-624x885@Idealr de la competencia y que genera confianza en los clientes. Una de las más reconocidas es la guía MICHELIN, con varias menciones y distinciones siendo la más popular las Estrellas MICHELIN.

Esta guía nace de la mano de los hermanos André y Edourd Michelin que tenían una empresa de neumáticos (1889) y pretendían incentivar a los automovilistas a lanzarse a la carretera a través de un manual que facilitara el viaje indicando puntos de interés en el mapa para comer, alojarse o repostar así como instrucciones para cambiar una rueda.

La guía evolucionó pasando a valorar con estrellas los establecimientos de restauración, convirtiéndose en un referente mundial en el campo de la gastronomía. En Extremadura hay 15 restaurantes con Mención MICHELIN 2020 que son:

Badajoz
A de Arco. Mérida. http://www.adearco.com/
El paso del agua.  Badajoz. http://www.restauranteelpasodelagua.es/
Lugaris. Badajoz. http://www.restaurantelugaris.es/
La Rebotica. Zafra. http://www.lareboticazafra.com/
El Acebuche. Zafra. http://www.elacebuchedezafra.com/
Cáceres
Madruelo. Cáceres. http://www.madruelo.com/
Javier Martín. Cáceres. http://www.restaurantejaviermartin.com/
alBalat. Cáceres. http://www.restaurantealbalat.com/
Atrio. Cáceres. http://www.restauranteatrio.com/
El Palancar. Pedroso de Acim. http://www.elpalancar.com/
Corral del Rey. Trujillo. http://www.corraldelreytrujillo.com/
La Era de mi Abuelo. Arroyomolinos de la Vera http://www.pdelalba.com/
La finca. Jafaíz de la Vera. http://www.villaxarahiz.com/
Nardi. Hervás.  http://www.restaurantenardi.com/
El Almirez. Hervás.  http://www.restauranteelalmirez.com/

Extremadura es Destino Gastronómico por la excelencia en restauración, por el patrimonio natural y cultural existente y por la profesionalidad de las personas que la integran. Cáceres ha sido Capital Española de la Gastronomía 2015 y Mérida, Capital Iberoamericana de la Cultura Gastronómica 2016 (ambas ciudades Patrimonio de la Humanidad).

images (17)

Los agricultores reclaman muchas cosas pero encuentro que la principal o perentoria es la unión de todos ellos. El futuro está en nuestras manos, las que siembran y las que recolectan, las que venden y las que compran, las que cocinan y las que emplatan, y las que comen y las que pagan.

Tomar decisiones que permitan encontrar nuevos caminos donde perderse. Nosotros somos los dueños de esas manos.

“En cierto radical sentido, no hay buenos y malos… hay seres perdidos en un viaje proceloso. Nuestra única posibilidad de llegar a buen puerto es ayudarnos unos a otros” Jorge Riechmann.

María José Trinidad Ruiz

www.trinidadruiz.com

Sobre mjtrinidadru

María José Trinidad Ruiz - Técnico en Informática. Diplomatura Turismo